Seguros de vida permanentes ¿qué son? ¿cuáles son sus tipos?


[Total:0    Promedio:0/5]

¿Has escuchado antes el término “seguros de vida permanentes”? Pues bien, es primera vez que escuchas sobre este, lo primero que debemos tomar en cuenta es que, ciertamente, se trata de un seguro de vida.
También puede que escuches dentro del “mundo de los seguros” algunos términos como los seguros de vida a término, seguros de vida permanente universal, entre otros. Pues bien, aunque suelen ser objeto constante de confusión, a continuación, podremos descubrir todo lo referente a los seguros de vida permanente.

¿Qué es un seguro de vida permanente?

El seguro de vida permanente es el término utilizado para clasificar a todos los planes de seguro que no caducan, a diferencia del seguro de vida a término. Antes de decidir cuál póliza de seguros vas a adquirir, es necesario que puedas analizar las necesidades de la familia.
En cuanto a los tipos de seguros de vida permanente, hay dos tipos de estos. Por una parte, está el seguro de vida permanente tradicional, el cual se adapta a los objetivos a largo plazo, pues ofrece a los consumidores primas constantes y una acumulación de valor en efectivo garantizado.
También está el seguro de vida universal, el cual brinda a los consumidores una mayor flexibilidad en cuanto a los pagos de las primas, beneficios por fallecimiento y el elemento de ahorro en la póliza.

Características de un seguro de vida permanente

En general, este tipo de seguro de vida brinda una cobertura de por vida. Es muy común que se componga en dos partes: una parte está compuesta por ahorro/inversión y la otra parte por seguros.
Debido a la presencia del elemento del ahorro, las primas son bastante altas. En estos casos, una parte de la prima es invertida por la compañía de seguros y el interés acumulado da como origen a un valor en efectivo. Por tal razón, el seguro de vida también se como un seguro de valor en efectivo.
La característica fundamental de la póliza de vida permanente es que se puede tomar un préstamo de la póliza.

Seguro de vida permanente tradicional

El seguro de vida permanente tradicional mantiene sus coberturas mientras el titular de la póliza esté vivo. El titular a su vez debe pagar la misma cantidad de prima durante un período de tiempo específico para recibir el beneficio en caso de que este fallezca.
Esta clase de seguros ofrece una excelente cobertura de seguro con una función de ahorro. Por lo tanto, podrías terminar pagando primas más altas al principio en comparación con el seguro de vida a término.
Cuando se trata de seguros de vida permanentes tradicionales, la compañía de seguros coloca gran parte del dinero en una cuenta bancaria de alto interés. Con cada pago de la prima aumenta tu valor en efectivo. En cierta forma, la presencia de valores en efectivo garantizados en el transcurso del tiempo hace que este tipo de seguros valgan el esfuerzo.

Seguro de vida permanente universal

El seguro de vida permanente universal es un poco más flexible en comparación al seguro de vida permanente tradicional. El titular de la póliza tiene la libertad de reducir o aumentar su beneficio por fallecimiento y también de pagar su primas en cualquier momento y en cualquier cantidad luego de haber realizado el primer pago de la prima.
En esta póliza se puede aumentar el valor nominal de la cobertura de seguro. El único requisito sería que se deba realizar una evaluación médica para solicitar dicho beneficio.
De igual forma, cada compañía de seguros ofrece diferentes planes para cada caso en específico. Consulta con tu asesor de seguros si estás interesado en alguna de estas pólizas, de modo que pueda presentarte diferentes opciones según tus necesidades.

Related Post